30 de octubre de 2009 12:48

VACACIONES!!! UJU!!


Y si...me fui de vacaciones nuevamente. Después de un mes y medio de trabajo intenso, decidí darme un mes libre...no es mala la proporción, no? 1,5 de trabajo -> 1 de vacaciones. Claro q ni hablar de ahorros, jajaja.

Bueno, el punto es q me largué, pero esta vez es diferente. Le pregunté a la rojita si podía invitar a alguien y después de darse unas vueltas, me dijo q weno, q la Ornella podía ir así q así fue.

La planificación es simple, flexible y aterrizada: una semana para llegar a Parma, 2 semanas en Parma en un depto arrendado, una semana para volver. Qué camino hacer? se ve en la ruta. La ruta de ida ha sido la siguiente. En este momento estamos en Noli, y mañana partimos a las famosas 5 tierras por el fin de semana para llegar el lunes a Parma. Jejeje.

Partimos el sábado. No tuve tiempo ni para lavar la ropa ya que mi último día de trabajo duró hasta las 20 y como después tuvimos una pequeña despedida de viaje, apurado dormí para levantarme a las 9 a buscar a la rojita. Es que si, había q hacerle revisión para q fuera impeke. Después a sacar billetes al banco y por último largarse del depto arrendaod hatsa ese día a las 11 am.



Después de pasar a dejar cosas olvidadas y recuperar las amarras de la moto (ups, las había regalado por error..jajaj) finalmente nos largamos. La idea era llegar hasta Rouen, que eran unos 300 kms, pero a la hora y media de andar cachamos que mejor sería parar cuando nos diera ganas y no forzar kms por forzar.

A unos 40 kms de Cahors paramos a tomarnos un café reparador (tenemos paradas planificadas cada 50 kms más o menos pa q me guapetornella se acostumbre con amor a la rojita..jeje) en un local muuuuuuuuy turbio. Tanto que nos dio cosa sacarle foto. Jajaj. Pero ahí, conversando con el "barman" que era un agrado, decidimos parar en Cahors que no estaba muy lejos.



Una vez llegados a Cahors, que al parecer es muy lindo pero no vimos mucho, empezamos a buscar hotel. 60 euros era el tope como presupuesto. Si, así es, soy cagado, pero que quieren, 1 mes de vacaciones con 1.5 mes de trabajo? Hay q hacer rendir las lucas. Y lo otro es q tuviera internet; esas son las prioridades. Finalmente pillamos uno de la cadena Kyriad bastante decente y q cumplía lo especificado.



Cabe destacar que fueron "solo" 200 kms los recorridos. Pero al recorrerlos en pequeñas rutas, en el mejor de los casos el promedio es de 60 km/h lo que da un viaje de unas 3 horas y algo que se trasnforman en 4 sin siquiera darse cuenta por lo que llegamos cansados.
También, es más fácil manejar la moto con la Ornella y los bolsos, tiene mayor estabilidad contrario de lo q yo pensaba. En fin, datos rossa.

A pesar de que todo bien con el hotel, nos dimos cuenta q en realidad queríamos darle un toque más entrete al viaje con los alojamientos así q empezamos a apuntar a las "chambre d'hôtes". Qué mierda son? No, no son moteles. jejeje. Es como la base de los ebd&breakfast pero en serio. Es gente que tiene o acondiciona sus casas con unas cuantas habitaciones (4 es lo q más hemos visto) para recibir huéspedes. El caso más extremo es una pareja que usa las piezas de los hijos que ya se fueron. La gracia es que es más acogedor, por lo general mucho mejor, tiene desayuno y es proporcionalmente más barato. Además uno conoce a los dueños ya que o se toma desayuno con ellos o se come en las noches si uno así lo requiere (se paga aparte).

Entonces empezamos a fijar áreas donde queríamos llegar y el punto exacto lo dictaba la chambre d'hôtes disponible y que cumpliera los requisitos.
Fue así como definimos que nuestro próximo destino sería Pézenas. Queríamos llegar cerca de Montpellier y después de navegar un poco y llamar otro poco nos decidimos por ese pueblo. Dormiríamos en "La Dordîne". Si, al principio también nos dio susto la foto de los dueños, pero en fin, eran los únicos con piezas disponibles y wifi así q nos encogimos de hombros y reservamos.

El camino a Pezénas fue la ruta más larga del viaje. Unos 270 kms y además llegamos medios entumidos, fue el día más helado que nos ha tocado. Por eso al llegar a este pueblo antiguo, con pequeñas callecitas y muy pero muy lindo fue un buen final del día sobre todo pq no lo esperábamos. Esto de reservar por disponibilidad da sorpresas tanto buenas como no tanto. Esta fue muy buena.



Nuestra pieza es la "Picpoul" que era la última pieza de un depto de 5 pisos; una especie de manzarda renovada, con muy buena vista y muy acogedora. Ya repuestos del frío partimos a comer y terminamos en una crêperie normanda. Esta creperie estaba en un antigua abadía así q tenía un look la raja. Claramente comimos pastas. Jajajajja. No po, unos crepes enormes que ya no me acuerdo cómo se llamaban pero no eran crêpes pq eran saladas. Tomamos cidra y cerveza normanda. Nada mal.



Listos para el sobre y a pensar en dónde dormiríamos al día siguiente. Lo cool del día siguiente vino con el desayuno. Los dueños preparan todo para el desayuno desde la mermelada hasta el pan así q era increíble (y si, todo en el mismo precio de la pieza por 52 euros). Como éramos los únicos huéspedes ese día teníamos la mesa para nosotros.



Claramente, como diría Joey, me dije a mi mismo en el desayuno "this is where I get my money back". Dejé a la Ornella impactada con el número de veces q me repetí de todo. Es que ella aún no entiende el switch "alimentación en viaje": como nunca se sabe cuando vas a poder comer de nuevo, se aprovecha mejor cada vez.

Y partimos de nuevo. Esta vez rumbo a "algo cerca de Aix en Provence". Es así como pillamos la chambre d'hôtes "Les Chênes Verts".

La ruta fue muy cambiante. Tuvimos partes bacanes como el tramo entre Aix en Provence y La Bastidonne que era un camino bien chico y otars apestosas como la autopista cerca de Marseille. La autopista era como de tres pistas pero estaban todos locos y pasaban zumbando. Había harto viento y a pesar de q el paisaje era lindo, no disfrutamos mucho. La parte a la salida de Montpellier fue bacán pq estaba al lado del mar (finalmente lo vimos) y además q tenía una vegetación medio tropical q le daba un toque bien cool.



Así, después de darnos unas vueltas, que el GPS se mareara hasta finalmente pillar la casa buscada, llegamos donde Patrick y Véronique. Una pareja de unos 55 años que los hijos ya habían partido. Digamos que La Bastidonne es un pueblo de unos 100 habitantes, para cachar el tamaño. No me había ni siquiera cambiado las botas de la moto y ya estaba ayudando a Patrick con un asunto del computador. Jajaja. Es que la dinámica de la pareja es que ella aún trabaja en una agencia de seguros que es de ellos y él se encarga del negocio de la chambre d'hôtes (es Véronique la que cocina el desayuno y las comidas pero dps se va) entonces él está super motivado con internet; de hecho, tiene una de las páginas mejor logradas que visitamos y como es un tema q encuentro bacán, no tardamos mucho en congeniar. Después de instalarnos un poco, intercambiar ideas y vasos de vinos ya habíamos hablado de Chile, del vino, de los caballos, de las maratones y, sobre todo, del negocio de las chambre d'hôtes. Me contaron sus impresiones e ideas pq yo les conté q me gustaba el tema y me daban ganas de hacer algo parecido a la vuelta.

En fin, pasamos a la mesa y comimos increíble. Tanto q no me acuerdo qué fue, pero se me hace agua la boca. jajaja. Había de entrada una especialidad de la zona como cont omates, después comimos lomito de chancho con papas e higos confitados, comimos quesos, un pie y café además de vino a piacere. Los mejores 18 euros gastados en comida en el viaje.



Bueno, a día siguiente había lluvia anunciada así q sacamos nuestros trajes de astronautas para la ocasión (además de un accesorio mal mirado pero muy útil: bolsa de basura para el bolso de la Ornella). Reservamos en un hotel Campanille (no hubo caso de pillar una chambre d'hôtes disponible) de Grasse (ciudad del perfume, sede de la peli "El perfume" de Dustin Hoffman) y partimos con "solo" 177 kms de ruta.



Digo "solo" 177 kms de ruta pq creo q fueron los más difíciles hasta este momento. Llovió harto, no fuerte, pero sostenido y habían muuuuuuuuuuuuuuuchas curvas. De hecho, creo q no pasé a tercera como por 45 minutos.



Al mismo tiempo empezaron las rutas bacanes. Llegamos a las "gorges du verdon" que es como el gran cañón pero con río. jajaja. Na q ver, pero en fin.





De tantas curvas, mi socia andaba media mareada parece q sale turnia e la foto..jajajajaja



La cosa es q era todo mega lindo. Además íbamos bien lento para evitar cualquier caída por desliz. Si, si sé q no debería viajar con lluvia, pero íbamos tan despacio q no era peligroso, quizás cabreador.

Finalmente terminamos las gorges q era pura curva y paramos a tomarnos un merecido chocolate caliente y a secarnos un poco aunq los trajes de astronauta han funcionado perfecto.





En este bar-café en los pocos minutos q estuvimos hablé de pincohet con el ayudante, buscamos chambre d'hôtes por ahí cerca con la dueña y nos reímos de buena gana todos con unas tallas q tiraba el ayudante. Estuvo curiosamente divertido el stop.
Después de no encontrar anda con la dueña, decidimos darle no más hasta Grasse donde nos esperaba la reserva. Hicimos caso omiso de "se va a oscurecer en media hora" cuando fue en 1 hora en realidad.

Después de dar más vueltas (yo q pensaba q habían terminado) llegamos a Grasse a nuestro hotel-de-cadena-no-tan-caro q parecía un castillo. Llegué cansado y con frío y medio mojado, pero contentos. Nos refugiamos en el hotel y como se venía un frente de mal tiempo alargamos la estadía a dos noches. Nuestro primer día libre.

En base a una dieta balanceada y rica en minerales y proteínas nos recuperamos del viaje:




Jajjajajajajaj. Naaaaa. Estamos de vacaciones. jejeje.

Bueno, después de esa reponedora parada, partimos sabiendo que cruzaríamos la frontera ese día. También pasaríamos por Niza, Cannes y Montecarlo, por lo que el día pintaba bien.

Partimos temprano; el temporal, al menos en Grasse había pasado confirmando la buena idea de la pausa. Y volvimos a ver el mar. Fue un agrado reencontrarlo sabiendo que no lo dejaríamos de ver por varios días más.
La primera mitad del viaje estuvo muy buena. Lindos paisajes, buenas ciudades, buena ruta. Todo bien. Paramos a almorzar en Montecarlo. Empezamos con las pizzas para entrar en onda con Italia.



Pero mientras almorzábamos empezó a llover y no nos abandonó más hasta el final del viaje, en Noli. La ruta se volvió más lenta ya que nos fuimos por la ruta costera para evitar la autopista. esta ruta está llena de pueblitos que no permiten andar a una velocidad constante. Súmenle el cambio de conductores franceses a los chalados de los italianos y tendrán a un preocupado conductor de moto. Pero en fin, no fue grave ya q llegamos bastante pronto al destino. Tengo q decir q mi socia es de una perseverancia y sonrisa ante tiempos lluviosos increíble.



A Noli fuimos por recomendación de una tía de la Ornella que viaja harto a Italia. Hay que agradecerle, la parada fue un agrado. Además q el hotel q pillamos era increíble. Tanto que habíamos recién llegado, estábamos mirando la pieza con el dueño (no habían más huéspedes) y nos pregunta "entonces...una o dos noches?" y aunq la idea era una, nos miramos y respondimos "dos" altiro. jajaja.







Y bueno, como ya no quedaba mucho para Parma, no venía mal un nuevo descanso así q a recorrer y disfrutar las vacaciones con la rojita estacionada. Debo decir que aunq llegaba cansado de la moto, pasaba un día sin manejar y ya tenía ganas de largarme de nuevors.









Comimos bien, descansamos, aprovechamos el desayuno, jejeje. Todo bien con Noli, me gustó. Tranquilo, poco turista, muy distinto a las 5 tierras, donde llegaríamos después. Con el día de descanso finalmente nos llegó el buen tiempo y volvimos a temperaturas de 20 grados y de cielo sin nubes. Fue milagroso retomar la moto con ese clima y mega reposados.

La ruta se puso más entretenida ya que las montañas empiezan a comerse la planicie antes del mar por lo q se reducen los pueblos costeros y pasan a ser más rápidas los caminos. Asimismo los paisajes son casi todos de postales con casa empotradas en la montaña mirando a un mar la raja.





Y llegamos a las famosas cinque terres. El highlight turístico de la primera etapa. Nuestra base sería Manarola, el penúltimo de los cinco pueblos: Monterosso al Mare, Vernazza, Corniglia, Manarola, y Riomaggiore.



Hay q decirlo, es re linda la cosa. Son asentamientos humanos que surgen en su mayoría de esclavos griegos escapándose de algun tirano q se efugian por estos lares. Mi problema pasa con el comienzo y fin turístico: que el lugar sea casi exclsuivamente turístico; me da la impresión q es su única finalidad actualmente. Nosotros estábamos alojados en la calle principal de Manarola y todos los días tipo 9 empezaba el desfile de turistas y eso q es temporada baja. Tours y fotos por todos lados, cartas en dos idiomas en pueblos enanos. Pero bueno, lindo el lugar, pero le falta el romanticismo q tenía Noli, q era de verdad.









Bueno, y caminamos entre pueblos por un camino echo especialmente (y que se paga...oooobvio!) para unir los 5 pueblos. Visitamos 3 de 5. Y volvimos en barco. Muy choro el paseo.



Y bueno, después de ese desliz gegráfico turístico partimos finalmente al destino final. Emocionados de llegar a "nuestro" departamento en Parma.

Hay que comentar que para llegar a nuestra pieza en Manarola tuvimos que dejar la moto arriba de la colina pq tienen el tráfico limitado y caminamos sus buenos 10-15 minutos con bolsos y todo. A la vuelta tomamos el busesito que nos dejara arriba. Si ya en bajada fue "transpiroso", en subida iba a ser muy apestoso.

Una vez en la moto, después de pagar el estacionamiento, nos largamos. Esta última etapa, curiosamente, fue lejos la más lindas en paisajes. Y eso q no estaba planeado. Fue simplemente mi amigo GPS que siguiendo mi orden de "no tomar autopistas" pasamos por caminos casi q por el jardin del vecino, pero q aseguran vistas única y poco tráfico además de considerar q era lunes.





Un inesperado del camino fue la parada a almorzar. Paramos en un lugar perdido casi turbio. Tenían una mini laguna donde al parecer pescaban. Pero lo cool fue q entramos, no había nadie más q el dueño leyendo el diario con muy poca luz en un salón grande de restaurant un poco más antiguo aunq con pinta de ser popular aún. Al preguntarle si se podía comer (ya q decía abierto) nos dijo espérenme, y se fue. Volvió con su señora q tenía cara de abueli buena onda. Nos miró y dijo "si, si podemos hacer de comer". Se rió de buena gana cuando le pedimos spaghetti ragú para dos. No sé, daban ganas de abrazarla y adoptarla. Nos dio la mejor pasta ragú hasta el momento y después se reía con el español y el francés. Fue bacán. Reponedor.



Y si. Finalmente llegamos a Parma. Tuve que desempolvar todas mis maniobras santiaguinas al volante para evitar q morir en el intento de entrar al tráfico. Recordé las movidas temerarias y los cambios de pistas y bocinazos. Después del primer shock, fue un agrado, como volver a casa. jejeje.
Llegamos a la dirección del depto y mientras esperábamos a la dueña, un café para disfrutar el lugar. Nuestro depto es justo frente al quitasol de la foto.



Al final la dueña estaba al lado de nosotros pero por error de comunicación ninguno había cachad..jajaja. Y chan! en Parma el par de dos. Listos a hacer como q vivimos aquí pero por dos semanas y sin trabajar. jajajaja. Envidia? I know. You should.



P.D:: la chef italiana q sale en la foto me la traje de francia. jejeje.

8 Comments On "VACACIONES!!! UJU!!"

vale* Says:
2 de noviembre de 2009, 16:37

wow!! cuatico el viaje...y cuatico too lo que escribiste!!! q paciencia!! me agote de puro leerlo.. entre caminos llenos de curvas y lluvia mas pueblos con mucho turista me canse!! pero parece q lo estay pasando bien...jajaja... ya te echo de menos... y ya fue suficiente ya?? vuelve??? jeje que penaaaa!! jajaj bueno... te quiero sigue pasandolo bien y a penas te aburras un poqui nos avisas y te vamos a buscar... jejeje

Anónimo Says:
4 de noviembre de 2009, 13:17

Negro

De pelicula el viaje. me dieron ganas de ser tu partner pero, parece que estoy como 30 años desfasada o atrasada o ¨viejita¨?
Me dieron muchas ganas tus bed and breakfasr(chambres d hotes) y Noli. Buwenos datos......a lo mejor algun dia.Aunque no creo que en moto.
De veras perseverante y buena onda tu socia!

Marisa

Anónimo Says:
4 de noviembre de 2009, 22:52

weeenaaaa Negrito!!!! Veo con alegria que nos quedamos cortos con nuestras divagaciones en los completos del domino de huerfanos...
Un abrazo y cuidate.

M Says:
9 de noviembre de 2009, 1:14

notable que sea en moto... el unico problema en mi caso seria mi vejia que es del porte de la cabeza de un alfiler. Si cuando salgo a caminar tengo que hacer pis a cada rato, imaginate en un viaje en moto y con frio!...cuec!...jajajaja
Paselo bien... yo sigo matando acá en toronto...jajajaja

;)

6 de julio de 2011, 16:01

Los viajes vacacionalnes son entretenidos si uno lo arma con antelación y con tranquilidad en lo que se elige.
Datos como estos que tu das aquí, sirven para el viajero que quiere recorrer y conocer.

11 de junio de 2016, 1:57
ninest123 Says:
11 de abril de 2018, 22:02
6 de mayo de 2018, 5:47


This article offers clear idea in favor of the new visitors of blogging, that actually how to do running a blog. netflix account